Cambio climaticoEficiencia EnergéticaNoticias

El uso eficiente de la energía

En el marco de celebración de los 25 años de la División de Ingeniería Eléctrica (DIE) de la UNAM, el maestro Odón de Buen Rodríguez, director general de la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de la Energía (Conuee), impartió la conferencia magistral “Ingeniería y Transición Energética: retos y oportunidades”, a realizarse en el Auditorio Sotero Prieto de Ciudad de México.

El ingeniero de Buen Rodríguez, egresado de la Facultad de Ingeniería de la UNAM, ofreció un panorama sobre el concepto de uso eficiente de la energía y las modificaciones que ha sufrido.

Con la crisis de los 70, hubo la necesidad de buscar alternativas como la energía nuclear o de fuentes renovables, que pasaron por un periodo de investigación y desarrollo. Se hicieron más económicas y a la vez buscaba su máximo desempeño.

Más adelante se suma el tema ambiental, ya que no bastó con satisfacer las necesidades de los consumidores, sino que fue necesario preguntarse para qué sirve la energía y de dónde se obtiene, pues, además de la intranquilidad por la contaminación local, a nivel global existe la inquietud del cambio climático.

Desde entonces las vías han sido diversas: en un principio el gas natural despertó un gran interés y se convirtió en el combustible de la transición, pero ante su evolución de mercado, pronto dio paso a otras tecnologías, como la solar o eólica, que, opinó el ponente, seguirán creciendo.

Con el tiempo el monopolio de las empresas eléctricas llegó a su fin e inició una etapa de cogeneración; el diseño de las redes eléctricas evolucionó a un conjunto interconectado de redes pequeñas y grandes, y la relación entre productor y consumidor se hizo bidireccional. Poco a poco, y ante la diversidad de fuentes, los costos se han hecho más competitivos, llegando incluso a la autosuficiencia.

«La eficiencia energética por sí misma no tiene ningún sentido, los beneficios ambientales y económicos, y la reducción en la necesidad de energía es lo que nos debería interesar», apuntó. Los retos a los que se enfrentan los futuros ingenieros son balancear el costo de compra y el de operación, la integración de tecnologías pertenecientes a otras áreas y la carrera por el Internet de las Cosas.

 

Comunicación FI UNAM

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba