NegociosTendencias

El camino de la iluminación

La iluminación ha acompañado al ser humano desde hace más de un siglo. La evolución de ésta ha sido, en los últimos años, vertiginosa. Actualmente, su desarrollo sigue derroteros inimaginables, pero siempre un sendero de luz con huellas sostenibles y apelando al diseño.

La tecnología led posee más de 50mil horas de vida.

Por  Roberto Torrijos Elorriaga.

Nick Holonyak Jr. inventó el primer led en 1962 como científico de General Electric

La industria de la iluminación comenzó su cambio prácticamente desde hace tres a cuatro años. Fue un fenómeno global. La frase “Piensa global y actúa local” aplica justamente aquí.

El decidir empezar a sustituir tecnologías con más de 100 años de antigüedad por nuevas fue una idea general; sin embargo, la ejecución fue local.

Lo anterior significa que fue a diferentes velocidades y en diferentes países.

México fue el segundo país de América Latina, después de Argentina, que comenzó a tomar con mayor seriedad en  este tipo de tendencias.

Actualmente, hay tres tecnologías: la más antigua, la incandescente y que está por salir, que es un tipo de tecnología altamente ineficiente porque el 75-80 por ciento de la energía que se obtiene se convierte en calor, y es la tecnología que está por desparecer.

Hay otro tipo de tecnología que se conoce como de descarga, un gas que está contenido dentro de un tubo de vidrio que puede ser tubular o de distintas formas, y hay tecnologías de alta y baja presión. Normalmente, las tecnologías de descarga tienen aplicaciones comerciales.

Las tecnologías de alta presión son aquellas que demandan una mayor cantidad de energía y, por lo tanto, mayor flujo luminoso, como la luz de la calle, de los estadios; en muchos casos es la iluminación para todas las áreas comerciales, como los almacenes, plantas de manufacturas, etcétera.

Hay una tecnología no muy utilizada porque requiere ciertas infraestructuras para evitar impactos en las señales: la tecnología de inducción, y, la más nueva, es la iluminación a partir de leds. Estos últimos han existido por muchos años. En un inicio funcionó como luz de señalización, principalmente en componentes, en controles, en páneles o simplemente como indicadores de funcionamiento, y a través de los años se han encontrado aplicaciones muy diversas, una de éstas fue en los sistemas de televisión y en las pantallas de las computadoras.

Hay leds que pueden emitir luz de distintas tonalidades, dependiendo de la composición de éste y de la cantidad de energía que recibe. El led es un elemento, es un componente, una pequeña parte de lo que integra un sistema de iluminación de este tipo. Para que éste opere se tiene que integrar una cantidad determinada de componentes leds para poderlos integrar dentro de un sistema, ya sea para una iluminación de calle, una iluminación de estadio o una simple lámpara.

Hay toda una tecnología, una serie de técnicas para poder determinar un sistema de led, y hoy en día esa es la tendencia. La tecnología led es benéfica: se alcanzan ahorros de hasta el 75-80 por ciento respecto de la energía que consume un sistema tradicional. Otro de los beneficios es la durabilidad: 50 mil horas de vida mínimo.

Con los sistemas led se tiene mucho menor riesgo a los daños, ya que son menos sensibles a las variaciones de los voltajes; los reguladores internos y los drivers tienen supresores de picos que no tienen otros sistemas.

Para terminar, en el futuro cercano, hay tres segmentos muy importantes que están adaptando el uso de leds, principalmente la iluminación pública. Los municipios, los gobiernos están apostándole a la conversión de las tecnologías tradicionales por tres factores: el primero tiene que ver obviamente con el consumo energético y el ahorro; de esa manera ayuda que las plantas eléctricas generadoras de energía tuvieran un uso más eficiente.

Otro factor tiene que ver con la seguridad en las comunidades. El hecho de que estén apagadas las luminarias no implica que dejen de pagar, ellos siguen pagando aún cuando estén las luminarias apagadas. El último punto también tiene que ver con los productos. Se han escuchado malas experiencias con ciertas tecnologías de algunos otros fabricantes; se busca que los productos tengan una seguridad de funcionamiento.

Otro segmento que está caminando a pasos agigantados es el sector comercial. Las grandes tiendas comerciales, donde el consumidor va y compra su comida, su ropa, están apoyando muy rápido esta tendencia.

Dentro de estas aplicaciones hay un sinfín de opciones; por ejemplo, los refrigeradores que almacenan todos los congelados están utilizando leds, la iluminación general está sustituyendo iluminación de alta descarga por iluminación led.

La iluminación arquitectónica y la indirecta también emplean iluminación led. Todas las luminarias decorativas en las tiendas están utilizando led.

Otro segmento que está comenzando a despegar es el industrial. En este caso, es uno de los mayores consumidores de energía por todos los turnos y aplicaciones para la manufactura y centros de distribución que prácticamente trabajan 24/7.

Estas son las áreas donde habrá conversión muy acelerada. No así en el segmento residencial. En este sector hay tecnologías en el corto plazo con mayor aceptación, como las ahorradoras o los halógenos. Sí se ha visto aceptación por parte de los usuarios de la tecnología led, pero en mucho menos escala.

Todo el segmento de hotelería cuenta con menos puntos de luz, pero también está apostándole por ese recambio. La tecnología led ya es una realidad, y tiene que ver mucho con qué tan rápido están entrando ese tipo de tecnologías por los costos.

Los ciclos del producto están siendo muy rápidos: en menos de un año se tienen versiones o generaciones de producto, y lo que se está haciendo es que están mejorando ciertos requerimientos técnicos y costos. En cinco años no se volverá un commodity; falta mucho tiempo para que esto suceda y se necesitan tecnologías de más fácil acceso, pero el led va a desarrollar su propia historia.

————————————————————————————————————————————————-

Roberto Torrijos

Desde 2012, se desempeña como Director Comercial del área de Ventas Roadway & Industrial de GE Lighting; lidera ventas estratégicas dentro del segmento industrial y de iluminación pública. Asimismo, dirige un grupo de expertos en ventas integrado por diseñadores en iluminación y representantes de ventas para la aplicación de tecnología led.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba