Noticias

IP busca mayores beneficios fiscales

La deducibilidad de las prestaciones sociales, del consumo en restaurantes, de vehículos con valor de hasta 245 mil pesos, así como de los gastos preoperativos de la industria minera son peticiones que quedaron fuera del dictamen realizado por la Cámara de Diputados sobre la propuesta federal del Paquete Económico 2016 y que ahora los empresarios cabildean con los Senadores para obtener alguna modificación a su favor.

“Nos quedó pendiente la deducción a los gastos en restaurantes y a los gastos preoperativos de la industria minera, que es un tema muy importante porque el sector ha mostrado una caída constante en los últimos meses y queremos insistir en que se valore esa parte”, dijo Manuel Herrera Vega, presidente de la Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos.

Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), expuso que buscarán impulsar temas de consumo, de la tasa del ahorro y las prestaciones laborales. “Vemos poco margen, pero no significa que no seguiremos insistiendo en las modificaciones y que el próximo año insistiremos sobre todo en la parte de las deducciones a las prestaciones laborales”, advirtió.

Por su parte, Guillermo Rosales Zárate, director de relaciones institucionales de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), expuso que han establecido un diálogo con el secretario de la Comisión de Hacienda en el Senado para solicitar que se amplíe el valor de los vehículos para deducir hasta 245 mil pesos. Explicó que una deducibilidad de vehículos con valor de hasta 245 mil pesos no sólo significará un impulso de 5 por ciento a las ventas, sino que es un incentivo a la formalidad.

Los cambios aprobados por los diputados, que flexibilizan la carga tributaria de empresas y hogares, liberan presión sobre el ingreso disponible de éstos, lo que podría reflejarse en el consumo, incidiendo positivamente en el impulso del mercado interno, señala el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP); sin embargo, advierte sobre un importante rezago en el país en materia del efecto de los impuestos sobre incentivos para invertir, como quedó al descubierto en el ranking del Índice de Competitividad Mundial del World Economic Forum, en donde México perdió 27 lugares en los últimos tres años.

Fuente: El Financiero

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba